El cáncer de tiroides es la quinta neoplasia maligna más abundante en la mujer

Es de los pocos cánceres cuya incidencia aumenta, de año en año, a un ritmo superior que cualquiera de los demás cánceres.

El cáncer de tiroides es la quinta neoplasia maligna que más afecta a la mujer, tal y como muestran datos recientes comentados por el coordinador del Grupo de Trabajo de Cáncer de Tiroides de la Sociedad Española de Endocrinología y Nutrición (SEEN), Juan C. Galofré.

De hecho, actualmente, el 6% de los cánceres de las mujeres son de tiroides, siendo su prevalencia paralela a la del cáncer de útero y, sólo siendo superado, en frecuencia, por el cáncer de mama, pulmón y colon.

“Por estas razones, aún del todo no bien aclaradas, es de los pocos cánceres cuya incidencia aumenta, de año en año, a un ritmo superior que cualquiera de los demás cánceres. Estos datos, tan contundentes, obligan a que prestemos más atención a esta enfermedad”, ha recalcado Galofré.

Ahora bien, el experto ha señalado que, afortunadamente, la mayoría de cánceres de tiroides tienen un pronóstico “excelente” ya que más del 95% de los casos se curan. Además, prosigue, la “práctica totalidad” de estos tumores son cien por cien curables cuando se detectan a tiempo.

“No obstante, para lograr estos buenos resultados, es muy importante conocer bien qué tipo de cáncer tiene cada paciente, porque no todos los cánceres de tiroides son iguales. Como en todos los cánceres, un diagnóstico precoz es el mejor modo de combatir la enfermedad”, ha apostillado el experto.

Dicho esto, ha destacado la necesidad de que las mujeres se autoexploren, una práctica “sencilla” que consiste en observarse la parte anterior del cuello ante el espejo y autopalparse esta zona.

“El descubriendo de un nódulo, ganglio o zona más dura en el área explorada alertará de la conveniencia de solicitar el consejo del médico de cabecera o del endocrinólogo. También conviene aconsejar que se incluya la exploración del cuello en las revisiones médicas que se lleven a cabo periódicamente. La manera de participar en el mes de concienciación sobre el cáncer de tiroides es muy sencilla: pasar este mensaje: “autoexplórate el cuello periódicamente”