La terapia hormonal sustitutiva en la menopausia no provoca cáncer de mama

Esta terapia mejora la calidad de vida de las mujeres.

La terapia hormonal sustitutiva, que ayuda a disminuir los efectos de la menopausia, no produce cáncer de mama por encima de lo esperado para la población en general, según ha afirmado el coordinador del Servicio de Ginecología y Obstetricia del Hospital Nisa Pardo de Aravaca, el Dr. José María Fernández Moya.

El Dr. Fernández ha explicado que indicada y bajo control médico, esta terapia mejora la calidad de vida de las mujeres, ya que tiene un éxito superior al 95% para evitar el síndrome climatérico. “Por lo tanto, su indicación es clara, durante un tiempo limitado y en dosis reducidas para aquellas pacientes que lo padezcan y que no tengan contraindicaciones”, ha añadido el médico.

Esta recomendación médica, además, está aprobada tanto nacional como internacionalmente por todos los organismos médicos competentes, y avalada por multitud de estudios multicéntricos realizados en miles de usuarias.

El Dr. Fernández ha explicado que uno de los principales retos ha sido prolongar la esperanza de vida media de las mujeres, elevándola a los 85 años. El siguiente paso será mejorar su calidad de vida, a través de distintas líneas de investigación que se están aplicando pero de forma prudencial debido a que “cualquier movimiento en este sentido debe estar basado en una adecuada política de prevención que se debe comenzar lo antes posible en la vida del paciente”.

Para afrontar de la mejor forma posible los síntomas que produce la ausencia de periodo, que implica cambios en el cuerpo de la mujer por falta de hormonas, el Dr. Fernández ha ofrecido unos consejos básicos para mantener una buena calidad de vida.

El primero de ellos es que la afectada acuda al ginecólogo para recopilar la información pertinente, con el objetivo de mejorar la calidad de vida “para que envejecer sea el principio de algo importante y no el final de nada”, ha indicado el especialista. Prestar atención a nuestro estado de ánimo es el segundo de los consejos, puesto que “la primera causa es la ausencia de estrógenos, que facilita la aparición de signos de depresión”.

Los cambios en la corporalidad provocan que muchas mujeres no se sientan atractivas y se genere un cuadro de cansancio físico. Realizar media hora de ejercicio físico diario ayuda a contrarrestar esto, además de mantener el cuerpo sano. Junto al ejercicio, y siguiendo la línea de vida más sana, dejar de fumar ayudaría a paliar algunos de los síntomas comunes que sufren las mujeres, para evitar toxinas.

“La reducción de la actividad sexual agudiza el sentimiento de verse vieja. Pero no hay que olvidar que esto lo provoca una alteración biológica del medio vaginal, por la ausencia de hormonas, que dificulta las relaciones sexuales, produciendo un rechazo hacia las mismas”, ha recordado Fernández recomendando su práctica.

Por último, otra base fundamental es llevar una alimentación saludable, por lo que el especialista recomienda optimizar la dieta y hacer hincapié en la ingesta de calcio.